El arte de ganarse al jefe.


No importa demasiado que sea excelente profesional; tampoco mucho los resultados concretos. No llegará a ningún sitio hasta que no sea experto en “venderse”.

Manage up es el arte de relacionarse con los jefes y los jefes de los jefes, de moverse en las alturas. Según el Urban Dictionary, un sarcástico volumen sobre la jerga americana, es “el procedimiento de manejar o dirigir a tu superior de manera que tus colegas y tú puedan hacer el trabajo sin interferencias”. No hay traducción al castellano para el término.

Sarcasmos aparte, los futuros directores generales se toman muy en serio esta materia para alcanzar sus metas, que no son modestas. Todos ellos quieren ser los líderes mundiales de algo. Y lo primero que aprenden es a no confiar en exceso en sus habilidades técnicas y a creer en las bondades del manage up. Lo siguiente es meterse en la cabeza que no importa lo que haga su jefe, es uno mismo el que debe encontrar el camino para ponerlo de su parte.

Advertencia: algunas técnicas no son aptas para personas dotadas genéticamente con altas dosis de dignidad.

En Estados Unidos se han escrito cientos de libros sobre el asunto, y sus autores afirman que el don con que parecen haber nacido algunas personas de hacer de un jefe un amigo se aprende. En Stanford, en tanto, lo resumen en cinco pasos:

1. Estar en el radar. Usted puede estar ocupado, ser introvertido, odiar la autopromoción, pero tiene que hacerse ver, venderse. “Los buenos jefes”, y es cita literal del manual, “saben que el buen trabajo no habla por sí mismo”. Así que hay que hacer algo más para que los éxitos se hagan evidentes.

2. Tener muy claras sus prioridades (las del jefe; las suyas son ganárselo a él). Necesariamente no le serán comunicadas. Tiene que averiguarlas. Preguntar y conseguir respuestas claras, lo cual no siempre está garantizado. No asumir que sabe y, sobre todo, no asumir que lo que sabe no ha cambiado desde la última vez.

3. Adaptarse a su estilo de trabajo. Si prefiere comunicarse por correo electrónico o le parece mejor el cara a cara. Si prefiere la planificación o trabaja bajo presión. El objetivo final es adaptarse a él como un guante.

4. Ver más allá de su corral. Necesita estar informado de todo el universo que rodea a la empresa, las tendencias de la industria, los precios del mercado. Sea curioso, busque, lea. No importa que su territorio profesional se limite, pongamos por caso, a la informática. Para ser un experto en manage up hay que saber hacer preguntas interesantes.

5. Ser conocido por las soluciones y no por los problemas. Aunque todos sabemos que es más fácil quejarse y ver defectos en todas partes, hay que hacer un ejercicio de contención. No hay que convertirse en una máquina de fabricar excusas e intentar tener disponibles una solución o dos cada vez que se va a plantear un problema. Es importante que las soluciones propuestas no supongan un esfuerzo para nadie más que para usted.

Nota: esta es una versión reducida de las técnicas de este arte.

Karelia.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: