Carnaval.


carnaval proviene del latín medieval "carnelevarium", que significaba "quitar la carne"

Carnaval proviene del latín medieval "carnelevarium", que significaba "quitar la carne"

Estos últimos días hemos visto muchos reportajes, e incluso ido, a alguna de las tantas fiestas de carnaval que se han celebrado en todas las ciudades y pueblos del mundo.

Si me preguntan a cual me gustaría asistir, no tendría dudas… al Carnaval de Venecia. Me parece incomparable la ciudad donde se desarrolla, me encanta la elegancia de sus trajes y la vistosidad de sus máscaras.

En dormivela… me ha parecido ver a los actores del Expediente de Regulación de Empleo 364/2009 de IVECO entrando en el “Baile del Dogo” debidamente disfrazados.

Los representantes de los trabajadores iban vestidos como Arlequín (Arlecchino en italiano).

El traje de Arlequín está compuesto de una chaqueta y un pantalón de retazos coloridos e irregulares, y un sombrero blanco que en ocasiones tiene una cola de zorro o de conejo. Anda siempre con un cinturón del que pende un palo, y además usa una media máscara negra con elementos demoníacos (incluyendo una especie de cuerno). Se dice que el traje está hecho con retazos de tela que él mismo habría ensamblado, realzando el lado modesto del personaje. Su nombre proviene de un demonio denominado Hellequin.

Arlequín no es más que un Zanni (sirviente) astuto, conocido por su sentido del humor, hace piruetas y acrobacias. Desempeña el rol de servidor humilde, ingenuo y sensible, Se dirige a los demás, gesticulando y haciéndose el simpático con ayuda de su traje multicolor. El personaje de Arlequín empezó siendo el de criado tonto y simplón pero fue transformándose en una figura ingeniosa de lengua afilada. “A veces trae terror, otras la alegría, pero lo interesante es que se trata de un demonio”

Los representantes de la empresa iban vestidos de Doctor de la Peste (Dottore Della Peste).

Aristócrata local o doctor en medicina o en derecho. Tradicionalmente se presenta como habiendo sido educado en Bolonia. Rico, es muy pomposo, y le encanta el sonido de su voz, hablando en una extraña mezcla de latín y del griego y considera que sabe todo acerca de todo. Personaje que goza con el buen beber y el buen comer.

Su vestuario suele ser negro, a veces con un cuello blanco, túnica sombría, a menudo usa un sombrero y su pico de oro de avezado orador. La mascara del Doctor de la Peste está inspirada en el atuendo que llevaban los médicos para tratar de evitar el contagio durante las epidemias. El aire sólo se introducía a través de dos hendiduras en el extremo del pico y todo el hueco de esa protuberancia estaba relleno de hierbas aromáticas destinada a filtrarlo.

“Estos médicos no creían sin embargo que la enfermedad estuviera causada por microbios, sino por los malos espíritus. Querían ahuyentar los malos espíritus asustándolos y eso explica el aspecto terrorífico de su traje”. El problema, claro está, es a quienes a menudo aterrorizaba era a parte del común de los venecianos.

Y por último entraban en el baile los trabajadores de la plantilla de IVECO que iban vestidos de Pierrot.

Usa ropa de color blanco y amplia, con botones negros. Sobre su cabeza lleva un sombrero alto y puntiagudo de ala, y que por lo general no lleva la máscara y su rostro a veces se blanquea con polvo o harina. Alguna vez se muestra con una lágrima en su rostro

Pierrot es ejemplo de buen carácter, hasta el punto de que el exceso de culpa a sí mismo por no hacer agravios le suele llevar a ser engañado con facilidad. La característica más notable de Pierrot es la ingenuidad, es visto como un tonto, siempre engañado. A pesar de sus sospechas acerca de las cosas, Pierrot siempre termina por confiar en la gente y creer en sus mentiras. Un personaje que acabo perdiendo las características de astucia e ironía para acabar siendo un mimo, enamorado de la luna.

Angelines.

About these ads

Una respuesta

  1. Me pregunto si mediante la metáfora tal vez fuéramos capaces de explicar de otra forma la realidad y por lo tanto entenderla y actuar en consecuencia. Desde luego sería un signo claro de inteligencia. Lamentablemente, ni siquiera la ciencia nos acercaría a una explicación unívoca de la realidad, aunque si lo consiguiera (por aquello de que lo que se puede medir, cuantificar,etc.,es científico) le faltaría algo que nos falta a muchos para actuar en consecuencia: valor (valores). Gracias Angelines. Me has hecho pensar.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

A %d blogueros les gusta esto: